Hasta ahora, gracias a que el Tribunal Constitucional lo autorizó, las Comunidades Autónomas podían crear impuestos autonómicos que gravan los depósitos de los bancos y cajas que operan en sus territorios.
Las Autonomías tienen capacidad para crear impuestos siempre y cuando no sean impuestos de carácter estatal que ya cobra el Estado.
Hasta ahora no estaba ese impuesto estatal y por eso Extremadura, Andalucía y Canarias ya lo imponían. Aquí, en Aragón, pensábamos proponerlo con el debate del presupuesto. Es más el Grupo de Izquierda Unida ya registró la petición la pasada semana.
Pues nada. Rajoy, en una maniobra en el Senado, “crea” un impuesto estatal sobre los depósitos de los bancos y así impide que lo pongan las Comunidades Autónomas.
La propia Vicepresidenta, Soraya Saez de Santamaría, reconoce que “lo hacen para neutralizar los impuestos que se están creando desde las autonomías”.
Lo sangrante es que no crean el impuesto estatal para que sea el Estado el que lo cobre y así tener más recursos económicos para atender el gasto social. No, no, ni mucho menos. El impuesto estatal creado será de el 0% (sí, sí, habéis leído bien) sobre los depósitos.
Es la hostia. En un ejercicio de cinismo increible ese impuesto del 0% es un tributo que no genera ingresos y tan sólo impide que lo recauden los Gobiernos Autonómicos.
Lo dicho. ¡¡Que bonito es ser banquero donde gobierna el PP¡¡. Rescatamos con dinero público a la banca, les pagamos intereses especulativos por la deuda (mayoritariamente privada), pero les cobramos 0 € de impuestos.
Pues eso. Que hay que seguir peleando por lo nuestro porque Rajoy y los suyos ya veis a lo que se dedican.
Hay que pasar de echar chispas al incendio rebelde que acabe con este gobierno mentiroso
DSCF5300

¡¡Nos vemos en las calles¡¡

Anuncios