En medio del calor veraniego, mientras nos comen el tarro con eso de que Rajoy o el caos, mientras medio mundo biempensante se empeña en decirnos que sería una tragedia ir a unas terceras elecciones (que pena que D.Pedro no se decida), los equipos de PP y Ciudadanos se han puesto a la tarea.

Creo que es momento de echar un vistazo a algunas de las medidas que negocian y sacar conclusiones.

Está encima de la mesa el Complemento Salarial que es, ni más ni menos, que el Estado, es decir esa hacienda que somos todos y todas menos los y las evasoras fiscales, compensa vía IRPF el salario de aquel trabajador o trabajadora que cobre poco. Vamos que el empresario o empresaria explota, paga poco, se lleva los beneficios y al trabajador o trabajadora le “complementamos” los y las demás.

En definitiva, en vez de perseguir el fraude laboral, en vez de asegurar salarios vía convenios, establecen “complementos”.

Tienen otra, la famosa “mochila austriaca”. Esta ya la llevaba el PP en su programa del 2011 y la mantiene. A C’s le gusta mucho. Al fin y al cabo es negocio para la banca.

Para quien no lo sepa, este sistema significa que el empresario/a deja de pagar cotizaciones sociales por el trabajador/a y las ingresa en una entidad financiera. Es verdad que en una cuenta a nombre del trabajador/a pero que sólo podrá disponer de ese dinero en caso de despido, jubilación, enfermedad,… Mientras tanto no tiene derecho a prestaciones por desempleo o pensiones. Una vez más, la banca gana y, lo que es más grave, es una forma clara de abaratar el coste laboral y, de paso, rompe el sistema solidario de la caja única de las pensiones. De esta forma las cotizaciones no van al sistema general solidario sino que van a una cuenta personal a la que tendrá que recurrir el trabajador/a en caso de despido, enfermedad o jubilación.

La tercera es la del “contrato único” que tanto busca la patronal. Buscan simplificar los tipos de contratos en uno único (C’s y PSOE llegaron a acordar tres tipos en vez de uno) y, ahí está el truco, vincular las indemnizaciones por despido a la antigüedad. Ya no habría ERES, ni capacidad de negociar en caso de despido porque estaría ya fijada la indemnización. Lógicamente, al ser en función de la antigüedad, los “menos antiguos” serían los/las más “baratos” y, con ello, el aumento de la precariedad laboral está asegurado al igual que el abaratamiento del despido.

¿De verdad quieren decirme que es un drama tener que votar el día de Navidad?. El verdadero drama sería tener, durante otras cuatro navidades a esta gente.

De verdad, hay negros nubarrones sobre el futuro, pero al final está el sol, rojo, que sale todos los días. No es verdad que la única alternativa sea Rajoy o terceras elecciones. Las matemáticas dicen que, si fracasa Rajoy, hay posibilidad de gobierno de cambio y si, al final, hay que ir a votar el día de Navidad, espero que la gente sea consciente de donde nos lleva seguir votando a la derecha

desilla 086

 

Con lo que estamos viviendo en relación con la investidura, en diferido, que nos anuncia Rajoy es imposible no recordar a Groucho Marx.

“Estos son mis principios. Si no le gustan tengo otros”. Groucho Marx plasmó con esta frase su pragmática indiferencia.

Desde luego ni Rajoy, ni Rivera, ni los dirigentes del PNV ni los de la refundada convergencia, tienen nada que ver con Marx. Pero son un ejemplo claro de aplicación de su famosa frase.

Durante toda la campaña electoral, tanto esta última como la del pasado 20 D, durante todo el culebrón de la fallida investidura de las elecciones pasadas, se han llenado la boca, unos y otros de palabras y compromisos que, en el caso de los nacionalistas separatistas era mostrar su inquina contra los partidos españolistas que negaban el derecho a decidir y que, en el caso de los partidos de la derecha española era asegurar que nunca jamás pactarían con quienes quieren romper España. Eran sus “principios” incuestionables, plasmados en sus programa y proclamados hasta la saciedad en mítines y medios de comunicación.

Parece que, como “esos principios” no gustaban a quienes tenían que llegar a acuerdos, se han cambiado por otros. El pragmatismo se ha impuesto. La necesidad de llegar al poder y tener sillones, al mejor estilo de “Juego de Tronos”, ha hecho aplicable la segunda parte de la frase de Groucho y, todos, han encontrado justificaciones para esos “otros” principios.

Se vio con la Presidencia y Mesa del Congreso. Hubo 10 votos, anónimos en un principio, que vinieron de las filas nacionalistas (esas que PP y C’s llaman separatistas) que, junto a las abstenciones nacionalistas, dieron la Presidencia del Congreso y tres puestos al PP y 2 a C’s que suman la mayoría frente a los 2 de PSOE y los 2 de Unidos Podemos. Conviene reseñar que, sin los pactos citados C’s no habría tenido ninguno.

Ahora ya se sabe que el pragmatismo iba a producir que, sin cumplir los requisitos del reglamento, el nacionalismo catalán de derechas, que es también independentista, tuviera grupo propio en el Congreso.

Pero, como el nacionalismo catalán, el de derecha y el de izquierda, decidió el pasado miércoles en el Parlament aprobar un “Plan para la desconexión unilateral de Cataluña con España”, el PP y el PSOE, que suman mayoría en la Mesa del Congreso”, decidieron, otra vez con el pragmatismo de rigor, “posponer” la decisión.

Donde ya lo hemos visto ha sido en el Senado. El PNV, con 6 senadores, tiene un puesto en la Mesa del Senado gracias al acuerdo con el PP. Pero hay más. El PNV ha podido formar grupo propio porque 4 senadores del PP se han juntado con los 6 senadores suyos y así han constituido el Grupo Vasco. Los 4 del PP, una vez inscrito el grupo, se vuelven al Grupo del PP.

Esto no es nuevo, se hace por “cortesía parlamentaria”, pero es verdad que tan solo se tiene cortesía con quienes interesa.
Al PSOE le interesó en la constitución del senado que surgió del 20 D (Pedro Sánchez intentaba la investidura) y prestó 2 senadores a ERC y otros 2 a Convergencia.
Mariano Rajoy clamó contra ello como puede verse en su propia cuenta de Tw. Ahora es el PP quien presta senadores

Tener grupo propio tanto en el Congreso como en el Senado, supone ventajas económicas y políticas. Los grupos parlamentarios tienen una subvención general de funcionamiento, una ayuda para transporte y una subvención finalista para contratar asesores y personal técnico.

También, tener grupo propio, da derecho a recibir la subvención correspondiente por cada elector/a de cada una de las circunscripciones en las que se haya presentado candidatura.

En el plano político, quien constituye grupo parlamentario tiene garantizada su representación en todas las comisiones, en la Diputación Permanente y voz propia en la Junta de Portavoces así como capacidad para intervenir en todos los debates en igualdad de condiciones; mientras que en el Grupo Mixto hay que repartirse tiempos de intervención y asientos en las comisiones.

Seguiremos pendientes del proceso.

rajoy_principios%20(2)

Que poca seriedad
 
Bueno, más bien ninguna. Hablo de D.Albert, el jefe de Ciudadanos. Después del espectáculo de su cambio continuo de posición, de hacer como que no se entera de que los secesionistas-separatistas-rompedoresdeespaña-independentistas le han dado los votos para que, con 32 diputados/as, tenga dos “sillones” en la Mesa del Congreso (no le correspondía ninguno sin el apaño), ahora sigue haciendo de celestina para cuadrar las cosas y que gobierne D.Mariano.
Se permite anunciar que va a decir a su reverenciado rey que “le pida a Pedro Sánchez su abstención”. Esto demuestra dos cosas. Una que está totalmente entregado a la causa pepera y dos, y me parece lo más grave, que no tiene ni pajolera idea de la función que la Constitución le da al rey.
Se cree que el monarca puede seguir el “juego de tronos” para influir en lo que cada fuerza política tiene que hacer. Considera al monarca un “jefecillo de estado bananero” que, en vez de cumplir su función institucional, toma partido por lo que interesa a determinadas élites y partidos. ¡¡Puff¡¡…Y va de demócrata respetuoso con esa Constitución que tanto le gusta.
Tiene la cosa bemoles que gente como yo, que decimos abiertamente que esta Constitución no vale y hay que cambiarla, tengamos que salir a recordársela a quienes dicen defenderla y respetarla.
El artº 62 de la vigente Constitución española, esa que queremos cambiar pero que D.Albert dice que no se toca, señala que: “tras cada renovación del Congreso de los Diputados y en los casos en que este rechaza ratificar su confianza al Gobierno, el titular de la Corona consulta con los líderes de los grupos políticos con representación parlamentaria y propone al Congreso de Diputados un candidato a la presidencia del Gobierno “.
Consulta y propone, no expresa sus apetencias, ni mucho menos influye en la decisión que adopte cada fuerza política. Vamos, que aunque no soy, en absoluto monárquico, parece que respeto más al Borbón (le acepto, aunque no comparta, su papel institucional) que D.Albert que pretende utilizarle en lo que le interesa que es un gobierno del PP.
Espero que el ciudadano Felipe si que se haya enterado del papel que la Constitución le da y no se meta en las procelosas aguas a las que quiere llevarle el ciudadano Rivera.
Lo que también preocupa es que  esta “boutade” sea portada y titulares de prensa cuando, quizá, el titular debería ser. “Albert Rivera no conoce, o no entiende, la Constitución” o quizá “Albert Rivera presiona al Rey para que ayude al Gobierno del PP”, o,… bueno se me ocurre alguna otra pero, quizá salte la línea roja de la corrección, así que me la reservo.
Cn9R8cEWEAAhmVF
Ya, ya se que te han recibido entre aplausos, que los líderes políticos (todos no, que ha habido uno que se llama Alberto que no lo ha hecho) te han hecho regalos que has agradecido con una foto-expres, ya se que te dieron (hay que joderse) el Nobel de la Paz.
Pero se, también, que eres el máximo lider y el mejor ejemplo del neocolonialismo capitalista que se basa en la guerra, en la injerencia en otros países, en la desestabilizacón de las relaciones internacionales y en todo aquello que, por la fuerza del imperio, (y de la OTAN), utilizas para defender los intereses económicos y geoestratégicos de los EE.UU de Norteamérica.
Se, también, que eres uno de los mayores defensores del TTIP, ese tratado de “libre comercio” que pone Europa (con el asentimiento de Merkel y demás gobernantes europeos, Rajoy incluido) al servicio de tu imperio y que es un ataque despiadado a la democracia, a los derechos sociales y a la clase trabajadora.
Se, igualmente, que el gobierno del país que diriges, y estás orgulloso de ello, se ha dedicado a promocionar golpes de Estado en latinoamérica, que la CIA ha asesinado a defensores de la libertad y la democracia, se lo que el Gobierno de tu país (ayudado por el Gobierno del mío) ha hecho en Irak, en Afganistán, en Libia, en Siria,…, se la responsabilidad que los Gobiernos de tu país, incluido el tuyo, tienen que ver con el drama insufrible de las personas refugiadas, con las miles y miles de víctimas civiles que causan las guerras que promueves, se que eres cómplice de lo que sufren los pueblos palestino y saharahui.
Se, también, que mantienes la OTAN como herramienta de agresión y sometimiento de los pueblos y que lo haces para defender los intereses económicos del capitalismo.
Se, lamentablemente lo se porque sigo manifestándome contra la guerra, que aunque prometiste acabar con las guerras, has mantenido, y mantienes, las guerras que heredaste y otras nuevas. Eres el primer Presidente de los EE.UU. que has mantenido guerras todos los años de tu mandato. Ni el impresentable de las Azores, lo hizo.
Se que prometiste cerrar esa vergüenza que se llama Guantánamo, y,… ahí está, sin cerrar.
Se que has venido aquí para reforzar la presencia de las bases que tienes en España y hacernos, con el aplauso de casi todo el mundo, una sucursal de la OTAN al servicio de la política imperialista.
Se que hay que seguir luchando contra lo que representas, contra la OTAN, contra la Guerra, contra el Imperialismo, contra el Capitalismo,… Se todo eso, por eso hoy grito, junto a muchas más gente #ObamaGoHome. ¡¡Vete, no eres bien recibido¡¡
Obama

Un robo, atraco si lo quieren llamar así, es la decisión tomada por un gobierno que en funciones que, otra vez, mete la mano en la caja de las pensiones que es patrimonio de los trabajadores y trabajadoras, que es fruto de las cotizaciones sociales, que es la garantía del sistema público de pensiones.

Lo justifica diciendo que este mes había que pagar las extras a los y las pensionistas. Pues faltaría más, ¿o es que nos van preparando para quitar a los y las pensionistas las pagas extras como ya hicieron en su día con las de los y las funcionarios?.

Lo cierto es que las políticas de empleo seguidas por el PP, también por el PSOE, son el mayor ataque al sistema público de pensiones. Además de recortar derechos laborales y sindicales, el empleo basura que producen las reformas laborales empobrecen el salario hasta la miseria con lo que las cotizaciones sociales también son menores. Si a esto le añadimos que su política de “creación ” de empleo se ha apoyado en rebajar las cotizaciones sociales de los y las empresarios, la ruina del sistema está servida que, en definitiva, es lo que buscan para potenciar los fondos privados de pensiones para que, el que pueda, se la pague.

Tenemos un sistema de pensiones basado en la solidaridad, aportamos todos y todas quienes trabajamos por cuanto cotizamos mientras estamos en activo. Así se asegura la pensión cuando se llega a la edad de jubilación. Claro esto solo funciona si se mantiene el equilibrio. El PP lo que ha hecho ha sido reducir los ingresos mediante rebajas de las cotizaciones a las empresas y facilitando el empleo basura que cotiza menos. Recordad que las cotizaciones sociales son aproximadamente el 6 % del salario, es evidente que a menor salario menor cotización.

Por eso, a finales de los 90, hubo una movilización en defensa de las pensiones públicas que consiguió, era uno de los acuerdos del Pacto de Toledo, crear ese fondo con el superávit que el sistema tenía. Hasta el año 2000, cuando se crea la hucha, todos los ingresos por cotizaciones sociales estaban en la caja común de los Presupuestos Generales del Estado y el Gobierno de turno dedicaba los excedentes (hay excedente cuando las cotizaciones anuales son mayores que el gasto en pensiones) a lo que consideraba oportuno.

Tras la movilización sindical, y ciudadana, se consiguió que los excedentes de las cotizaciones se guardaran en el fondo de reserva de las pensiones para asegurar el sistema. Ese fondo de reserva (ved el gráfico) llegó a los 65.830 millones en 2011. El PP, a partir del 2012, empieza a tirar de ese fondo y, en los cuatro años de su gobierno lo ha dejado en 25.176 millones. En cuatro años el PP ha fundido 40.654 millones.

Eso si, es incapaz de meter mano al bolsillo de los y las defraudadores de Hacienda que los tiene identificados y saben lo que deben. Tal y como publicó Hacienda hace unos días deben exactamente 14.900 millones, casi el doble de lo que el PP ha sacado de la hucha de las pensiones.

Bueno, pues así tenemos el patio. Nos estamos jugando, como decíamos en campaña, no el Gobierno sino el futuro. Nos estamos jugando el futuro de generaciones enteras.

Bien, pues no se donde hacen el master de gilipollería algunos y algunas porque, más allá de lo que haya votado cada uno o cada una, hay gilipollas que cuando denuncio esto, por ejemplo en twiter, me contestan (literal) “pues si. Te jodes tú y todos los tuyos”. Se debe creer este lumbreras que hay separación de pensiones de los rojos y rojas de las de los cazurros gilipollas. Bueno, perdón por este desahogo y a lo nuestro. Nos queda mucha, mucha pelea por delante y hay que empezar a recuperar las calles y las plazas para la lucha por nuestros derechos.

deficit-estado-evo--620x349

Nada más, y nada menos, que esa es la línea editorial del Grupo Prisa. Así define la coalición con la que #SumamosParaGanar. Eso dice “El País” que es la coalición que lleva la sonrisa en el corazón y que, cada día parece más evidente, abrirá la puerta a Un Nuevo País y lo hará a pesar de “El País” y demás agentes al servicio del bipartidismo. “Esa impostura puede costarle muy cara a la sociedad española”, afirma.

Se permite, la editorial de marras, decir que la coalición de Podemos e IU es “tan artificial como oportunista y plagada de incertidumbres programáticas”.

Que curioso que quien aplaudía y bendecía el “natural y nada oportunista” pacto de PSOE y Ciudadanos llame a este, además de oportunista, resultado de la pinza entre “el populismo y el catastrofismo”.

Bordeando el ridículo “El País” afirma: “Ganar es una aspiración legítima de los partidos democráticos; el problema es que desconocemos los verdaderos planes del magma populista y radical formado por Podemos e IU”. Más allá de los adjetivos, se le olvida añadir que además estamos ahí ateos, republicanos y comunistas, nuestra propuesta es muy clara, aunque no le guste a “El País”. Tenemos preparado un Plan de Rescate ciudadano que de solución a la emergencia social que sufre la gran mayoría de la gente de este país.

“El País” sigue dando razones para no votar a Unidos Podemos y para ello, como hace “La Razón” saca a pasear todos los espantajos del miedo al cambio. Habla de caos económico y hasta de segregación España.

Lanza un aviso a los y las votantes. Atentos y atentas: “No es tiempo de bajar los brazos ni de hacer campañas hipotensas, sino de señalar a los electores los riesgos que entraña la operación en marcha para deprimir al centroizquierda”. es clarísima la apuesta por ese PSOE que, de la mano de Ciudadanos, busca la centralidad del tablero.

Es evidente. El miedo ha cambiado de bando. Se ve al régimen, al sistema y al bipartidismo acongojados. Se ve a la gente, con ganas de cambio y lo hacen con una sonrisa en la boca y con un corazón que late fuerte pensando en ese 26 J en el que las cosas, de verdad, van a cambiar.

Cj__34VUoAU9tzJ

Un tipo llamado Rosell

Es el presidente de la patronal española. Es, también, consejero de Gas Natural y tiene un sueldo de 208.000 € al año.
Ayer, además de decir que el trabajo hay que ganárselo cada día (qué más quisieran esas miles de personas que quieren trabajar y no pueden), dijo que eso del trabajo fijo es un concepto del Siglo XIX.
La lucha de clases y el capitalismo siempre estuvo presente en mi actividad como docente. Al oír a este “empresario” recordé´cuando a mis alumnos y alumnas les hablaba de las luchas de la clase trabajadora por sus derechos y les decía que en el siglo XIX, con la revolución industrial, la clase trabajadora, era explotada sin contemplaciones.
Este impresentable, seguro que su capacidad mental se lo impide, debe saber que, en el siglo XIX, los trabajadores y trabajadoras, incluidos los niños y niñas que eran mano de obra, tenían que soportar unas condiciones laborales muy duras.
Jornadas de más de doce horas que, cuando llegó la iluminación por gas a las fábricas, aumentaron. Les descontaban de su salario multas por dejar el trabajo para hacer algo tan humano como mear, o por hablar en el trabajo.
El obrero tenía que poner un sustituto si caía enfermo; no cobraba los días perdidos y podía ser despedido sin ningún derecho. Por lo general, la fábrica no reunía las condiciones mínimas de higiene y salubridad.
El trabajo infantil constituyó el capítulo más degradante. Aunque las leyes fueron limitando la edad, el horario y el tipo de trabajo, no faltaron los abusos de todo tipo. En Francia, en 1841, la reglamentación laboral exigía que los niños tuvieran «al menos 8 años» y prohibía que trabajaran de noche. Aquí, en este país, ni siquiera eso. Los niños y niñas, por ser más sumisos y por cobrar un salario menor, eran la mano de obra mas rentable.

También les decía que de allí, de la revolución industrial, vienen las luchas obreras, y los sindicatos y, si estuviera en clase, a los de mi clase, les diría que nos quitan derechos y quieren volvernos allí, al Siglo XIX.
Por esto, por tipos como este, se hace necesaria, la coalición de la izquierda que ponga a esta gente en su sitio. #SumamosParaGanar

1_de_mayo__2__0

Lo que entiendo y lo que no.

Con esta posibilidad, que se puede dar, de una coalición de izquierdas, para el caso (parece que así será) de que haya nuevas elecciones se está produciendo un apasionado debate.
Hay una gran mayoría social, sobre todo y especialmente quienes sufren los mordiscos del neoliberalismo, que espera, y reclama, ese frente amplio social y político de izquierdas. Lo entiendo perfectamente, es la única posibilidad de que las cosas cambien.
Hay preocupación, seria preocupación, en el sistema y en los partidos que sustentan el régimen. Lo entiendo. Saben que esta coalición llevaría un potente grupo al Congreso con capacidad de influir.
Hay preocupación, seria a lo que se ve, en algunas, poquitas y cada vez menos, gentes que, siendo de izquierdas, se oponen. Esto no lo entiendo. Me lo expliquen, si son capaces. Argumentan que esa coalición, en la que entrase Podemos, significa el fin de izquierda unida, su desaparición, su disolución.
Lean bien el diccionario. Coalición:“unión entre dos o más partidos”. Unión, no disolución de uno en otro, ni engullimiento, ni nada parecido.
Por otra parte, háganme también el favor, lean, o recuerden, lo que por amplísima mayoría hemos aprobado: “Izquierda Unida, en todo caso, se presentará a las nuevas elecciones generales si las hubiera. Se compromete a hacerlo desde la búsqueda clara de la convergencia con el resto de actores que asuman el compromiso de un programa rupturista y alternativo como el que tiene IU-UP*. Se compromete con un proceso de convergencia en el que se respeten las identidades de cada cual. Es ese el interés que tenemos desde el convencimiento de que es la mejor alternativa para las clases populares, para los trabajadores y trabajadoras”.
Pues eso. Que si hay nuevas elecciones vamos a intentar dejar de mirarnos el ombligo y vamos a ver si somos capaces de presentar un frente unitario de izquierdas.

manifa madrid

Una nueva oportunidad, será la segunda, para abrir la puerta a esa alternativa que esperan quienes sufren los efectos del neoliberalismo salvaje, la que esperan quienes son desahuciados de sus viviendas, quienes han agotado prestaciones y subsidios, quienes ven a sus hijos e hijas marchar lejos en busca de un empleo, quienes sufren la pobreza energética, quienes malviven con un empleo basura y sin derechos, quienes están hartos de ver como se les ríen quienes evaden impuestos, quienes quieren sacar al corrupto PP de una vez del Gobierno,….

Eso solo será posible si somos capaces de presentar a la gente un bloque unitario de la izquierda, un bloque que debe ser de ámbito estatal, no vale en un sitio si y en otro no. Estamos hablando del Congreso, no de ámbitos territoriales.

Un bloque que debe respetar lo que son, y lo que han  sido, las organizaciones que lo conformen. No vale aquello de ven aquí que te dejo un sitio, ni lo de quita tus siglas que ya pongo las mías. Un bloque unitario, plural, pero con un programa nítido y claro de izquierdas.

Un bloque de izquierdas para defender, en nombre de esa mayoría social que lo reclama, esa alternativa que abra la puerta a la esperanza de que se pueden hacer las cosas de manera distinta a como se han hecho hasta ahora.

Tenemos una nueva oportunidad. Vamos a ver si somos capaces de aprovecharla. Vamos a ver si anteponemos el interés general al partidista. Vamos a ver si estamos a la altura de la responsabilidad que tenemos.

Junio puede ser el mes en el que veamos la esperanza

Pozuel (Abril 2007)

Nueva reunión con PSOE

Ayer tuvimos otra reunión con PSOE. Volvimos a hablar de la investidura y volvimos a decir que necesitamos sacar, cuanto antes, al PP del Gobierno.
Lo primero que dejamos muy claro fue que si el pacto que tienen firmado con Ciudadanos no se cambia radicalmente volveremos a votar en contra si es que intentan, de nuevo, la investidura.
Alberto Garzón lo señaló en la rueda de prensa posterior al encuentro “Nos gustaría que el PSOE rompiera el pacto con Ciudadanos y empezáramos de cero pero también podría ser lo mismo modificarlo sustancialmente hasta que no parezca el acuerdo con C’s”.
El PSOE nos dice que su acuerdo con C´s sigue vigente. No lo entiendo porque ese acuerdo se ha demostrado incapaz de sumar mayorías. Es verdad que nos han dicho que están abiertos a que pueda haber cambios aunque no avanzaron qué cambios puedan darse. Nosotros ya avisamos, y lo mantenemos, que es incompatible la política social que necesita la ciudadanía con la política económica y laboral que aparece en ese pacto fallido.
Con todo, y así lo dijimos y pensamos, si el PSOE y Podemos no llegan a un acuerdo todo lo que hagamos los demás será insuficiente, no bastará para evitar nuevas elecciones en junio.
Por nosotros no quedará. Lo decimos claramente. Hay que sacar al PP de ese Gobierno en funciones. Hay que formar Gobierno de Progreso. Hay que hacerlo ya y no hay que esperar a unas nuevas elecciones en Junio.
Es tiempo de que PSOE y Podemos, que son necesarios para esa mayoría de progreso y cambio, digan claramente si van a intentarlo o van a seguir jugando al postureo. Deben decir si quieren Gobierno o nuevas elecciones.

56eb00b7d77e7

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 5.028 seguidores