Este fin de semana la prensa aragonesa le ha hecho la ola a la Sra, Rudi (Presidenta del PP y del Gobierno de Aragón) porque, en una reunión interna de su partido, ha anunciado que en septiembre convocará a los partidos aragoneses para hablar de “regeneración” democrática y propondrá crear una comisión para estudiar propuestas.

Sorprende que la prensa que aplaude no recuerde que, tan apenas hace días, la Sra. Rudi, el PP y el PAR votaron en contra de propuestas que hicimos los grupos de la oposición similares, bastante más rigurosas y decididas, a las que ahora, con un cinismo oportunista, anuncia. Votaron  en contra el pasado día 18 de Julio, en Las Cortes, en el Debate sobre el Estado de la Comunidad.

Ni el PP, ni la Sra. Rudi, están capacitados para hablar de “regeneración democrática”. El PP es el mayor especialista en financiación ilegal y en corrupción política y la propia Rudi reconoce que cobra un sobresueldo.

No pueden venir a dar lecciones de “regeneración” quienes acaban de decidir blindar al anterior rey y a la Casa Real.

Venimos reclamado insistentemente, pueden consultarse los diarios de sesiones de la Cámara Aragonesa, el debate de la transparencia, de la lucha contra la corrupción, de la regeneración democrática, pero queremos hacerlo de manera abierta, limpia y transparente. Queremos quitar el aforamiento. No sólo de los Diputados de Las Cortes de Aragón, sino también de los Diputados y Diputadas del Congreso, de los Senadores y Senadoras, del Ex rey y la familia real, de los miembros del Gobierno,… queremos, porque así lo defendemos, la igualdad de la ciudadanía ante la Ley.

En esa dirección ya propusimos, PP votó en contra aquí y en el Congreso, la eliminación total del régimen de aforados, por eso proponemos la figura del revocatorio para que la gente, la ciudadanía, pueda revocar al cargo público cuya actuación se desvíe de la defensa de los intereses para los que fue elegido o elegida, por eso proponemos la limitación de salarios de los cargos públicos para que su remuneración sea austera, pero fija, controlada y razonable para garantizar que pueden desarrollar su actividad con total independencia, y queremos la prohibición absoluta de que los cargos públicos puedan percibir ningún tipo de sobresueldo.

Llegados a este punto hay que hacer una pregunta directa a la Presidenta: “ Sra. Rudi ¿Va a seguir Vd. cobrando dos sueldos mientras habla de “regeneración?”.

La Comisión de la que habla Rudi ya podía estar creada y funcionando, igual que ya podía estar en vigor el nuevo reglamento de Las Cortes que mejora la transparencia y la participación democrática pero, hasta ahora (casualmente a punto de unas elecciones), no le ha interesado a Rudi ni al PP hablar de estos temas.

Pudo votar a favor de estas propuestas hace tan apenas 10 días y Rudi y el PP votaron en contra. ¿Cómo no pensar que lo de ahora no es más que un populista ejercicio de propaganda electoral al que pretende que nos sumemos los demás partidos y el tejido social aragonés?.

la foto (25)

Anuncios