Realmente es importante entender lo que nos estamos jugando en Grecia. Ni más ni menos que la democracia, que la soberanía de un pueblo, que el decir a las élites económicas que ya basta, que las personas y sus derechos están por encima de los mercados y de la banca.

Soberanía es que un pueblo pueda opinar. Gobierno democrático es aquel que consulta a la ciudadanía. En eso estamos. Mientras tanto, el Presidente del Eurogrupo, dice que “es muy triste” que el Gobierno griego haga una consulta. Hay que joderse con el concepto democrático de esta gente. Te fastidian la vida y no tienes derecho ni siquiera a opinar.

Primero hagamos un poco de historia. La deuda que asfixia a Grecia y que, de paso, se está llevando por delante todos los derechos y las esperanzas de la ciudadanía griega no es responsabilidad del “radical gobierno ultraizquierdista de Tsipras”. Syria lleva gobernando 5 meses y la deuda, heredada, es responsabilidad de los gobiernos anteriores que, como recordarán, estaba formado por la derecha (Nueva Democracia) y los socialdemócratas (Pasoc). Esos gobiernos, con total sumisión a la troica y siguiendo al pie de la letra los dictados y exigencias del Fondo Monetario Internacional y de la Comisión Europea, son lo que han llevado a Grecia a la dramática situación que vive ahora.

Deuda que, entre otras, tiene como causas el gasto militar al que se obligó a Grecia por exigencias de la OTAN y los altos tipos de interés que la banca privada aplicó a la deuda pública. Deuda que, como la que aquí tenemos, se ha incrementado al rescatar a los bancos y sanearlos con el dinero público.

Se habla de (literal de un importante periódico de tirada nacional) que “es oportunísima la reacción del Banco Central Europeo y de la Comisión Europea que publicó la oferta del Eurogrupo que Tsipras rechazó” y se dice así para tratar de descalificar al gobierno griego. Se llega a afirmar, con el mayor descaro, que “ esta oferta del Eurogrupo está muy próxima a la que hace Tsipras”. 

Bien, pues esa propuesta supone, entre otras exigencias de las que aquí ya hemos vivido, subir el IVA al 23 %, rebajar las pensiones, eliminar los convenios colectivos, privatizar hasta el puerto  del Pireo, eliminar los complementos para las pensiones más bajas, rebajar el impuesto de sociedades y cosas así.

El ataque a este acto de respeto al pueblo griego es tan brutal que (literal de otro medio de comunicación de gran tirada) “ a diferencia de los argentinos el pueblo griego `puede soslayar esa pesadilla: derrotar al gobierno que les conduce a ella y votar el domingo a favor de la propuesta del Eurogrupo”. Ahí es nada, otros demócratas defendiendo a la troica.

Eso si, tengo que recocer la coherencia de la oposición griega. Tanto el Pasoc, como Nueva Democracia, se oponen al referéndum. Es normal, son los que han metido a Grecia en el pozo.

Me parece indecente la campaña del miedo desatada por toda la prensa. El “corralito”, las pensiones en peligro, la prima de riesgo, …. el colmo es leer titulares como este “Grecia desafía a Europa con un Referéndum”. Estos demócratas de habas consideran el derecho a opinar como un desafío.

Bueno, pues así estamos. Las tertulias están que arden, los voceros oficiales se emplean a fondo poniendo a parir a los griegos, a su gobierno y, sobre todo, a esa puta manía que tienen los rojos radicales de preguntar a la gente.

Resumo, la lucha del pueblo griego es la nuestra, la de todos,

¡¡ Yo estoy con Grecia ¡¡

11709800_10204363030456891_8849021803186508999_o

Anuncios